Los mayores de 18 y menores de 40 años, con sus hábitos de consumo y estilos de vida, están marcando el perfil del viajero que se viene y la industria cambia para estar a la altura de las circunstancias…

Mucho se está analizando sobre la generación de jóvenes conocida como millennials porque sus costumbres y preferencias repercuten significativamente en múltiples rubros.

Son hombres y mujeres que, por lo general, anhelan el dinero y buscan la libertad para vivir experiencias alrededor del mundo, apostando por prácticas como el couchsurfing, una plataforma para ahorrar costos consiguiendo alojamiento gratuito en casas de familia.

Según un informe de Boston Consulting Group, hacia el año 2020 casi la mitad de los gastos generados por viajes de negocios estará vinculado a los millennials, quienes acostumbran extender sus desplazamientos por trabajo para tener en ese marco jornadas de ocio. Al organizar sus itinerarios, asimismo, suelen pre-negociar las tarifas con diversos hoteles y líneas aéreas para seleccionar la opción que les resulte más conveniente siempre usando la tecnología para iniciar y completar en línea la mayor cantidad posible de procesos.

Las claves del viajero millennial

El perfil del turista millennial marca rutas independientes a la hora de explorar una ciudad poco concurrida a nivel internacional. La idea es huir de lo masivo y tener vivencias únicas en sitios remotos que no figuran en las guías de turismo. Mostrar cada minuto de esas travesías en las redes sociales termina por confirmar la pertenencia a esta generación que también le da una importancia extrema a la realidad virtual cuando planifica sus tours.

El deseo de aprender algún idioma, conseguir un desarrollo personal o llevar a cabo tareas de voluntariado son motivaciones que se repiten entre estos jóvenes que, pese a confiar en la autogestión, prefieren respaldarse en el asesoramiento y la asistencia de algún agente de viajes. Las estadísticas están dejando al descubierto que, para llamar la atención de un millennial, los agentes de viaje tienen que tener una presencia importante en Internet y saber ofrecerles agilidad, innovación y practicidad.

En suelo español, por detallar otra tendencia en crecimiento, abundan los millennials que se están trasladando a Nueva Zelanda y Australia con el propósito de profundizar su dominio del inglés, mientras que los mexicanos que pertenecen a esta generación están impulsando viajes a destinos del territorio nacional.